Cuestión Pública indagó en documentos públicos sobre el patrimonio del representante Hernando Padauí y encontró que el congresista tiene una propiedad en Magangué, que recibió en 2014 como herencia de su padre, Hernando Padauí Meola. Por las anotaciones de la matrícula inmobiliaria se sabe que el hermano de la Gata, Arquímedes Segundo García Romero, le embargó en el 2000 esa misma propiedad al padre del congresista. Esta es la respuesta del representante a Cuestión Pública sobre el embargo.

 

➤Lea la investigación “La herencia de Padauí y un embargo del hermano de la Gata”

El reloj marcaba las 11:45 a.m. cuando el representante a la Cámara, Hernando Padauí, apareció en la puerta de su despacho, colorado y sin aliento: subió cinco pisos por las escaleras del nuevo edificio del Senado. La cita para la entrevista que aceptó tener con Cuestión Pública era a las 11:30 a.m. En la pared de su oficina, un Cristo plateado crucificado en Inri y, sobre el escritorio, un recipiente de vidrio que en lugar de caramelos tenía hostias. Ofreció una y advirtió, entre risas, que no estaban consagradas.

Cuando Cuestión Pública le preguntó sobre su patrimonio, el congresista hizo su propio inventario: ganado, una camioneta Volkswagen Amarok (que según él debe la mitad de su precio al banco Davivienda), dos apartamentos (uno tiene un leasing en Davivienda y el otro una hipoteca con el banco BBVA). Un crédito en el Fondo para el financiamiento del sector agropecuario Finagro, por 200 millones de pesos, 70 millones en una cuenta tipo Ahorro Fomento Construcción (que permite ahorrar para vivienda). El 50% de un lote en la zona norte de Cartagena, cinco hectáreas de una finca en Arjona, donde “ahora tengo un arma patentada, por mi cargo como representante tengo un tema de seguridad (sic)”, la séptima parte de un edificio de los Padauí Meola y “la cuarta parte de una propiedad que nos dejó mi papá en Magangué.”

Dijo que el 25 de febrero de 2004 se fue a Estados Unidos y solicitó asilo por motivos de seguridad, según dijo el mismo congresista.

Esa propiedad es el consultorio en el que atendía Hernando Padauí Meola, su padre y médico cirujano; que en la actualidad tiene tres pisos: en el primero funcionan dos locales comerciales y en los otros dos hay apartamentos

Como parte de la segunda entrega de la investigación Sabemos lo que hiciste la legislatura pasada, Cuestión Pública encontró que la propiedad –de la que es dueño de una cuarta parte– heredada por el representante Padauí fue embargada en el 2000 y desembargada en 2001, por Arquímedes Segundo García Romero, alias Quimo, hermano de Enilce López alias la Gata, la zar del chance en Magangué condenada a 37 años de prisión por homicidio, que paga en casa por cárcel.

Justo antes de la pregunta por el embargo, el congresista Hernando Padauí se refirió a la relación de su familia con la de Enilce López, alias la “Gata”: “te aseguro que mi papá, jamás, en sus 84 años, habló ni con el señor alcalde de Magangué [Alfonso López, hijo de la Gata] ni con la señora [la Gata], ni con ningún miembro de su familia”.

Sobre el embargo de alias Quimo a la propiedad de su padre, el representante Hernando Padauí, ahora más serio y quizá tenso, dijo: “No, mentira. Eso no es cierto.” Después de beber un largo sorbo de agua, solicitó ver la matrícula inmobiliaria y dijo: “esto es el edificio de mi papá, es la herencia que nos dejó. Pero no sé, tengo que pedir un certificado porque no entiendo”.

Después de constatarlo en el documento oficial, Padauí aseguró que esa propiedad es el consultorio en el que atendía Hernando Padauí Meola, su padre y médico cirujano; que en la actualidad tiene tres pisos: en el primero funcionan dos locales comerciales y en los otros dos hay apartamentos. Sin separar su mirada de la pantalla del celular, donde consultaba el documento inmobiliario, reflexionó y dijo: “no entiendo, es muy raro, mi papá no tiene vínculos comerciales con ellos. A menos que mi papá no me hubiese dicho nada y hubiese prestado una plata y lo embargó y lo desembargó (sic)”.

“te aseguro que mi papá, jamás, en sus 84 años, habló ni con el señor alcalde de Magangué [Alfonso López, hijo de la gata] ni con la señora [la Gata], ni con ningún miembro de su familia”

A la 1:20 p.m. Cuestión Pública le preguntó al representante Padauí sobre sus procesos judiciales. Sus respuestas, antes largas y detalladas, ahora eran cortas y ambiguas: “los tres o cuatro procesos que tengo están en preliminares. Me abrieron una instrucción formal por un convenio que hice cuando fui alcalde de Magangué; Germán Ordosgoitia me puso un proceso hace ocho años por fraude electoral, ese está en preliminar y el magistrado emitió un auto inhibitorio; y el tercero es por mermelada, porque a todo el Congreso le abrieron, por bloques, investigación preliminar”, dijo el representante Padauí.

➤Vea aquí el cuadro de los procesos de Padauí

A la 1:50 p.m. cuando terminó la entrevista, Hernando Padauí volvió a abrir el recipiente de vidrio, ofreció hostias y comió un par. Ante la pregunta de por qué tener hostias en su oficina respondió: “soy mariano, devoto a la Virgen de la Candelaria. Uno debe establecer vínculos con sus creencias. Quien tiene ese tipo de vínculos tiene temores, y quien tiene temores tiene límites. Quien no tiene temores no tiene límites.”

Con el apoyo de:

*Esta investigación se logró gracias a la colaboración del equipo de Datasketch www.datasketch.co/es

¿Quieres contarnos una historia? Te mostramos la forma segura y confidencial de hacerlo Ver Más